Día 297 – Breves notas camino al fin de año laosiano

Vientiane, por muy capital que fuera, no podía ser la excepción de un país donde la pausa y tranquilidad es una religión. Nada más llegar nos dimos cuenta. No iba a haber sorpresa, Vientiane es fiel al estilo laosiano. Si ya habíamos hablado antes de la calma de Laos, su capital sigue más o menos el mismo ritmo. La ciudad más grande de Laos no pasaría de la categoría de ‘ciudad pequeña’ o ‘pueblo grande’ en cualquier otro país del mundo… El laosiano cosmopolita aún no ha nacido.

Caminar y conducir por una capital así es de lo más agradable. Abundan las avenidas anchas herencia de la ocupación francesa y que, si bien tienen algo de tráfico en la hora punta laosiana (¿?), por lo general se parecen más a la calle Aribau a las cuatro de la tarde de un domingo que a las bulliciosas calles que cualquier capital asiática.

Su centro está plagado de pagodas y templos que se recorren tranquilamente en un solo día. Afortunadamente para nosotros, la proximidad del año nuevo budista se dejaba notar en el ir y venir de familias que acudían a los templos a rezar, recibir bendiciones de los monjes, remojar las estatuas de Buda o liberar pájaros… Toda esa actividad es lo que le da vida a los templos porque, aunque todos pueden tener algún atractivo, una vez vistos diez el undécimo puede parecer más de lo mismo.

Pero cuando los templos se llenan de fieles el olor del incienso recorre todos los recodos y su humo crea una atmósfera especial. Los padres acuden con sus hijos, a los que les enseñan las tradiciones religiosas. Los altares quedan cubiertos por el color naranja de las caléndulas, cientos de barras de incienso arden a sus pies y los cestos rebosan de billetes de escaso valor. Las personas le dan vida a las piedras.

Desde luego, la cercanía del fin de año le agregó a Vientiane ese puntito de aderezo que, según muchos, le falta durante el resto del año.

Nuestro camino seguía hacia el norte pero, para evitar una paliza de autobús de más de trece horas, decidimos partir el recorrido en dos. Parada y fonda en Vang Vieng, un pueblecito situado en un enclave natural increíble pero totalmente tomado por el turismo guarreras de borrachera continua atraído por el ‘tubing’, un invento que revolucionó el pueblo. Se trata, básicamente de dejarse llevar por la corriente del río con un ‘tube’ (la cámara de los neumáticos de tractor o camión, como un flotador gigante). Hasta aquí normal, pero la gracia está en que a un lado y otro del río se agolpan bares que atraen clientes lanzándoles cuerdas para alcanzar la orilla. Una vez en la terraza a matarse a BeerLaos y a ver un capítulo de ‘Friends’ tras otro. Luego con la tirolina a tirarse al río y hasta el siguiente bar. Así todo el día.

El Blue Lagoon, un buen lugar para refrescarse alejado de la locura del 'tubing'

Nosotros nos resistimos y decidimos sacar un poco la cabeza en moto por los caminos que rodean el río y el pueblo. Todo un acierto si lo que se busca es más tranquilidad. La zona está repleta de cuevas, ríos de aguas cristalinas y unos paisajes formidables.

Pinchar sería un problema en cualquier lugar pero no en Laos. Si en un pueblo hay cinco casas una tendrá, al menos, un mínimo taller... ¡Por 60 céntimos de euro parchecito y a rodar!

El Norte nos esperaba y, ahora sí, empieza oficialmente el año nuevo budista. El ‘Pi Mai’ laosiano en el siguiente capítulo.

3 Respuestas a “Día 297 – Breves notas camino al fin de año laosiano

  1. Estoy fascinada por los ojos del buho y no se si es “buho en el templo” o es parte del templo.
    De cualquier manera, para mi, una señal de buenos augurios.

    Muchos besos y hasta pronto

    MM

  2. Estoy flipando con la primera foto de la pagoda de That Luang: parece un tablero de ajedrez gigante!! O quizá será que no debo leer blogs tan temprano…
    j.

    P.S: ¡Gracias, Laia!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s